La botica de la selva


Siempre estuve curioso por todas esas bondades que se dicen tienen las plantas de la selva amazónica. Hay muchas historias sobre personas que se han curado de males que se daban por incurables. Y muchos chamanes pregonando las bondades de plantas como la uña de gato, el achote, o la ayahuasca. Pero también hay muchos charlatanes por allí, que ofrecen curar el cáncer más hostil con pócimas de miles de raíces.

Mi única alternativa segura era el Instituto de Medicina Tradicional, un centro de investigación que pertenece al seguro social peruano y que desde hace años se dedica a buscar alternativas para curar o tratar en base a lo que la selva ofrece. Tienen un jardín con 500 plantas, todas con propiedades medicinales. Conocerlos fue alucinante.

Ellos son doctores, y como científicos no caen en juegos. Pero su vínculo con la medicina tradicional los ha puesto en contacto con la mística de la medicina tradicional, la que practican los brujos y chamanes desde tiempos inmemoriables. Fue todo un descubrimiento conocer lo que ofrece la naturaleza desde un punto científico y ancestral.

Etiquetado , , , , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: